¿No lo necesitas? ¡No lo compres!

folder_openExtinctions, Plastic-Free Life, Reduce, Spanish
commentNo Comments

por Steven Feuerstein, cofundador, for all a beautiful earth, https://fab.earth

Cada compra que hacemos hace que el cambio climático sea peor. Cada compra que no hacemos, retrasa el cambio climático – por un poquito.

Pero, ¿y si millones de nosotros tomamos las mismas decisiones de compra? Entonces ese poco podría convertirse en un gran salto. Lo suficientemente grande como para transformar nuestro poder de compra en un super poder que obligue a los gobiernos y empresas a implementar políticas para combatir el cambio climático en este momento.

Porque así es como funcionan los mercados. Si compramos menos cosas ahora, las empresas no producirán tantas cosas el próximo año. Si compramos cosas de manera diferente (si, por ejemplo, nos negamos a comprar una caja envuelta en plástico con botellas de agua de plástico), las empresas dejarán de fabricar esos productos ya que no se venderán por más que se encuentren en los estantes.

Todo ello conduce a menos contaminación, menos destrucción del hábitat, menos residuos.

Menos cambio climático.

Bueno, tengo algunas buenas noticias: está absolutamente a nuestro alcance hacer que esto suceda.

Cada uno de nosotros controla, si, cuando, y como consumimos. Es una de las pocas cosas en nuestras vidas sobre las que sí tenemos un control casi completo. Lo único que nos impide cambiar nuestros hábitos de compra, somos nosotros mismos.

Seguramente vale la pena hacer algunos cambios en la forma en que consumimos cosas hoy para salvar elefantes, ballenas, abejas y tantos seres humanos mañana.

Está bien, pero ¿cómo conseguimos que millones de personas hagan lo mismo?

Bueno, ahora te cuento ¡más buenas noticias!

Una empresa tiene que gastar mucho dinero y recursos para convencernos de comprar cosas, comprar más cosas, comprar cosas mejores, comprar cosas nuevas, hasta comprar cosas que no necesitamos.

Afortunadamente, para nosotros es mucho más fácil y económico ignorar esa llamada para adquirir más cosas. Todo lo que tenemos que hacer es seguir dos pautas de compra lo mejor que podamos.

Aquí están:

# 1. Si no lo necesito, intentaré no comprarlo.

# 2. Si lo necesito, intentaré comprarlo de la manera menos perjudicial posible.

¿Realmente necesito “actualizar” mi teléfono a uno nuevo cada año?… Y claro, necesito comer, pero tal vez podría evitar esas verduras pre-cortadas encima de una bandeja desechable, sellada dentro de una envoltura de plástico y seleccionar una opción menos perjudicial para nuestro planeta.

[Nota: Nos damos cuenta de que para muchos seres humanos no hay un problema de “necesidad versus deseo”. Luchan simplemente para satisfacer sus necesidades. Desearíamos que no estuvieran luchando y creemos que eso lo hace aún más importante para aquellos de nosotros que contamos con los medios para hacer nuestra parte y evitar el consumo excesivo.]

A medida que más y más personas apliquen estas pautas a sus vidas, las fuerzas del mercado entrarán en juego. Pero es un juego de números, amigos, y no hay tiempo que perder. Necesitamos aumentar nuestros números de “no es necesario” de manera rápida y visible, para poder alcanzar una masa crítica para forzar un cambio generalizado lo antes posible.

Para lograrlo, te ofrezco dos palabras: ¡Hola teléfono!

Hasta ahora, Internet, las redes sociales, y nuestros teléfonos se han dedicado a aumentar el consumo, eliminando la “fricción” de la compra. Como resultado, las nuevas tecnologías más asombrosas del mundo están empeorando las cosas, y no mejorando, en lo que respecta al cambio climático.

Con tu ayuda, Fabe cambiará eso.

Imagina una aplicación que permite el hecho de tomar la acción de sanación del planeta de manera tan fácil como lo hace Amazon para comprar cosas.

Imagina una aplicación que sea tan adictiva como Facebook, recompensándonos a medida que reducimos el consumo, inspirándonos a hacer más y compartiendo nuestros éxitos con otros.

Imagina una aplicación que eleva nuestras opciones de compra individuales según las demandas permitiendo cambios de política a escala planetaria.

O mejor, deja de imaginar, y ayúdanos a construir Fabe lo más rápido posible, de modo que podamos elevar el super poder del consumo-consciente del clima hacia un movimiento que cambie el mundo, y revertir el cambio climático ahora, antes de que sea demasiado tarde.

¿No lo necesitas? ¡No lo compres!


Related Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Fill out this field
Fill out this field
Please enter a valid email address.
You need to agree with the terms to proceed

Menu